View the original tutorial »

0901
  • 900/1500 Feudalismo
    El fracaso del proyecto político centralizador de Carlomagno llevó, en ausencia de ese contrapeso, a la formación de un sistema político, económico y social que los historiadores ha convenido en llamar feudalismo.Denominamos así a la organización social, política y económica basada en el feudo que predominó en la Europa occidental entre los siglos IX y XV. Se trataba de propiedades de terrenos cultivados principalmente por siervos, parte de cuya producción debía ser entregada en concepto de arriendo al amo de las tierras, en la mayoría de los casos un pequeño noble nominalmente leal a un rey.
    900/1500 Feudalismo
1000
  • 1000ac/400dc Periodo Temprano
    500 ac-200 ac Periodo Temprano
    *Culturas de Saujil.
    *Culturas Abaucán.
    *Culturas Candelarias.
    *Culturas Cienaga.
    *Culturas Alamito.
    *Culturas Condor Huasi.
    *Culturas Tafi.

    Los pueblos que habitaron cada región desarrollaron rasgos propios. Sociedades con economía agroganadera y producción de cerámica, abarcan un período de más de 2.000 años. Entre las más características se encuentran en la sala, algunas provenientes de la Zona de Valles y Quebradas.

    Condorhuasi-Alamito hallada en el Valle de Hualfín y en el Campo del Pucará (provincia de Catamarca), cronológicamente se ubicaría aproximadamente entre el 200 a.C. y el 500 d.C. Sociedades de economía agrícola, con pastoreo de llamas y recolección de algarrobo y chañar.
    Excelentes artesanos de la piedra, elaboraron pipas, cuentas de collar, hachas rituales y figuras esculpidas.

    La Candelaria se desarrolló en el este y sur de la provincia de Salta y norte de Tucumán, fechada entre el 0 y el 800-900 d.C. Sus viviendas eran de material perecedero y en su cerámica puede destacarse la elaboración de urnas que sirvieron para la inhumación de niños y adultos, de forma globular, con decoración geométrica modelada.

    Ciénaga tomó su nombre del sitio homónimo a orillas del río Hualfín (provincia de Catamarca) y se extendió por los valles de Catamarca, La Rioja y San Juan. Su antigüedad abarca desde el 200 al 450 d.C. Economía similar a la de Condorhuasi, sus viviendas en algunos sitios son de piedra y en otros de material perecedero.

    En su cerámica predomina el gris-negruzco con decoración incisa; también se encuentran hachas y vasos de piedra decorados. Confeccionaron espejos de galena y adornos de cobre y oro martillado.
    1000ac/400dc Periodo Temprano
1200
  • 1200/1500 Civilización Inca
    El Imperio incaico se extendió por la zona occidental (andina) del subcontinente entre los siglos XV y XVI. La civilización de los Incas fue una cultura andina que logró desarrollar una importante civilización que controló casi por completo el sur de la América precolombina, llegó a articular totalmente los actuales territorios del Perú, Bolivia y Ecuador, además del norte de Chile, el noroeste de la Argentina, y la zona sur de Colombia.
    Desde la ciudad sagrada del Cuzco, los incas consolidaron un estado que, por su extraordinaria capacidad organizadora, logró sintetizar y difundir los múltiples conocimientos artísticos, científicos y tecnológicos de sus antecesores.
    El gobierno era muy organizado y eficiente.
    Desarrollo Económico: desarrollaron la agricultura en las regiones montañosas gracias al método de siembra escalonada o de terrazas de cultivo. De igual manera la ganadería. El imperio fue viable económicamente gracias a la profusión de caminos; por allí transitaban todo tipo de mercancías desde pescado y conchas del pacifico hasta sal y artesanías.
    Arquitectura: El plano de sus ciudades estaba basado en un sistema de avenidas que convergían en una plaza abierta rodeada de edificios municipales y templos, usaban ladrillos de adobe y paja en las regiones costeras. Entre las expresiones artísticas más impresionantes de la civilización inca se hallan los templos, "palacios",en las obras públicas y las fortalezas estratégicamente emplazadas, como Machu Picchu, y enormes edificios con mampostería de piedra encajada.
    Religión:estaba basada en la adoración del Sol (Inti). Los emperadores Incas eran considerados como descendientes del dios Sol y eran adorados como divinidades.
    1200/1500 Civilización Inca
1325
  • 1325/1520 Civilización Azteca
    La civilización Azteca, se desarrollo entre 1325 d.C. al 1520 d.C. en Tenochtitlan (significa “el tunal divino donde está Mextitli, hijo del Sol y de la Luna”), islas del Lago Texcoco, Meseta de Anahuac, Centro de México, Mesoamérica.
    Eran de religión politeistas y tenían como dios principal a Quetzalcoatl (Serpiente de plumas de Quetzal)y adoraban tambien a otros dioses como, Tlaloc (Dios de la lluvia), Huitzilopoxtli (Dios de la guerra), Texcatlipoca (Dios de la juventud).
    Su idioma, heredado de los toltecas, era el Nahuatl. Tenían un sistema de escritura pictográfico. Sus manuscritos con dibujos y signos descriptivos son llamados “códices”. Su calendario solar era llamado xiuhmolpilli (atadura de años). Cada año (xihuitl) tenía 18 meses (metztli) con veinte días (tonalli) cada uno. Se agregaban cinco días nefastos (nemontemi). También tenían un calendario ritual con 20 meses de 13 cada uno.

    Su organizacion socio-política era de la siguiente manera:
    -Rey de los aztecas (Huey Tlatoani).
    -Rey sustituto (Cihuacoatl).
    -Nobles (Pipiltin).
    -Gobernador provincial (Tlatoque).
    -Comerciantes (Pochtecas).
    -Hombres del pueblo (Macehualtin).
    -Siervos agrícolas (Mayeque).
    -Prisioneros o endeudados esclavizados (Tlatlacotín)(no hereditario).

    Sus principales reyes fueron:
    -Itzocóatl (1428-1440) Inicia la gran expansión.
    -Moctezuma I (1440-1469) Es el más conquistador y organizador.
    -Ahuitzotl (1486-1503) Máxima expansión alcanzada. Gran sacrificio (20000 hombres)
    -Moctezuma II (1503-1521) Caída del Imperio en manos de Hernán Cortés.

    Este imperio hizo un gran desarrollo de la agricultura, la pesca y el comercio; aunque su economía fue principalmente agrícola, cultivaban maíz y frijoles. Un aspecto muy interesante, tanto económico como político, fue el "tributo"; éste era pagado, en especie, por los pueblos que estaban sometidos por los aztecas; y servía para abastecer a la capital azteca de productos básicos, materias primas y manufacturas.

    La sociedad azteca estaba organizada en calpulli (grupo de casa o barrio). El calpulli poseía una sociedad agraria global que se subdividía periódicamente entre los núcleos familiares. Los cuerpos urbanos estaban divididos en cuatro partes y éstos a su vez en cinco barrios o calpulli.

    El conjunto de los veinte calpulli contaba con su propio jefe, su administración y sus institutos de culto. Y a su vez estaba bajo el poder central del tlacatecutli, o señor de la guerra, rodeado de la nobleza. Entre la clase noble y la de los agricultores comunes, se encontraba la de los artesanos en los oficios o las artes. El escalón más inferior en esta sociedad lo ocupaban los esclavos.

    La civilización azteca tuvo un espléndido desarrollo cultural; y gran parte de este desarrollo estaba determinado por las creencias religiosas, que los aztecas adoptaron de los pueblos vecinos y sometidos. Su religión era politeísta. Sus ceremonias eran múltiples y muy variadas; y en ellas se ofrecían a los dioses sacrificios humanos. Se creía que con éstos se mantenía la vitalidad y la fuerza de los dioses y del Sol.

    El arte azteca fue una evolución de la tradición tolteca, y se destacó en principio la arquitectura, escultura, orfebrería y cerámica. Por su parte, la escritura se basaba en un sistema jeroglífico muy cercano al fonetismo.
    1325/1520 Civilización Azteca
1480
  • 1480 Periodo Incaico en Catamarca
    El Imperio Incaico irrumpe en nuestro territorio en el siglo XV. Ocupó el territorio del Oeste catamarqueño y riojano, estableciendo en Catamarca el fabuloso Pucará de Aconquija y El Shincal. Penetraron por la Quebrada de Humahuaca, dejando su impronta cultural en los Diaguitas. En su recorrido los Incas se trasladaron desde Jujuy hasta Mendoza, atravesando los territorios de Salta, Tucumán, Catamarca y La Rioja cruzando la cordillera de los Andes por el puente del Inca, lo que se conoce como “El camino del Inca”.
    No hay evidencias de la ocupación incaica del Valle Central de Catamarca, ni de la zona Este, suponemos que en estas áreas los grupos que se habían adaptado desde el Período de Integración Regional se mantuvieron vigentes y no alcanzaron a ser conquistados por el imperio, que por lo demás nunca se interesó demasiado por áreas carentes de minerales de oro, plata y cobre. En su recorrido fueron construyendo poblaciones a modo de fortalezas donde se cree, ejercían cierto control sobre las diferentes parcialidades indígenas.

    El Shincal: están ubicado en el departamento Belén, localidad de Londres. Pertenece al recorrido del Camino del Inca o El Qhapaq Ñan, fue una compleja red de caminos que comunicaba, a lo largo de miles de Kilómetros a Cuzco con los actuales territorios de Argentina, Bolivia, Chile, Colombia, Ecuador y Perú. En su recorrido dispusieron numerosos sitios, conocidos como tambarías o tampus, dejando su influencia en el lenguaje, la organización social, política y religiosa.
    Las construcciones son de piedras superpuestas, pegadas con barro. Para los sitios ceremoniales se distinguía por su altura y piedras cortadas que servían para asentar.

    El Pucará de Aconquija: Es otra fortaleza incaica que se encuentra ubicada en Aconquija. Departamento Andalgalá. Según los especialistas se cree que la fortaleza no fue habitada, debido a que son escasos los elementos de cerámicas, religiosos u otros de la vida cotidiana.
    Sin embargo, el Pucará conserva aún sus construcciones, con muros de piedras, encastradas perfectamente entre sí, las paredes poseen hasta cuatro metros de altura.
    1480 Periodo Incaico en Catamarca
1492
  • 1492 Descubrimiento de América
    El Descubrimiento de Amèrica, alude a la llegada a América de un grupo expedicionario español que, representando a los Reyes Católicos, partió desde el Puerto de Palos de la Frontera, comandado por Cristóbal Colón, y llegó el 12 de octubre de 1492 a una isla llamada Guanahani. Cristóbal Colón creía que había llegado al continente asiático, denominado por los europeos Indias y murió sin saber que había llegado a un continente desconocido por los europeos.
    Después de 72 días de navegación, el 12 de octubre de 1492 el marinero Rodrigo de Triana divisó Tierra. Este acontecimiento cambió la concepción que se tenía del planeta y provocó algo que ni siquiera Cristóbal Colón había imaginado: la unión de dos mundos.
    El encuentro permitió que América recibiera un gran legado cultural, de adelantos y de expresiones artísticas no sólo occidentales sino también orientales, y que Europa percibiera la riqueza cultural, los avances, el ingenio y el arte del Nuevo Mundo.
    1492 Descubrimiento de América
1500
  • 1500/1600 Humanismo Renacimiento
    El humanismo es un movimiento intelectual, filológico, filosófico y cultural europeo ligado al Renacimiento. Se sitúa en el siglo XIV en la península Itálica.


    El Renacimiento es uno de los grandes momentos de la historia universal que marca el paso del mundo Medieval al mundo Moderno.

    Renacimiento es el nombre dado a un amplio movimiento cultural que se produjo en Europa Occidental en los siglos XV y XVI. Sus principales exponentes se hallan en el campo de las artes, aunque también se produjo una renovación en las ciencias, tanto naturales como humanas.

    El Renacimiento es fruto de la difusión de las ideas del humanismo, que determinaron una nueva concepción del hombre y del mundo.

    El nombre «renacimiento» se utilizó porque éste retomaba los elementos de la cultura clásica. El término simboliza la reactivación del conocimiento y el progreso tras siglos de predominio de un tipo de mentalidad dogmática establecida en la Europa de la Edad Media. Esta nueva etapa planteó una nueva forma de ver el mundo y al ser humano, el interés por las artes, la política y las ciencias, revisando el teocentrismo medieval y sustituyéndolo por cierto antropocentrismo.

    El historiador y artista Giorgio Vasari había formulado una idea determinante, el nuevo nacimiento del arte antiguo, que presuponía una marcada conciencia histórica individual, fenómeno completamente nuevo en la actitud espiritual del artista.

    De hecho, el Renacimiento rompió, conscientemente, con la tradición artística de la Edad Media, a la que calificó como un estilo de bárbaros, que más tarde recibirá el calificativo de gótico. Con la misma conciencia, el movimiento renacentista se opuso al arte contemporáneo del norte de Europa.

    Sobre el significado del concepto de Renacimiento y sobre su cronología se ha discutido muchísimo; generalmente, con el término «humanismo» se indica el proceso innovador, inspirado en la Antigüedad clásica y en la consolidación de la importancia del hombre en la organización de las realidades histórica y natural que se aplicó en los siglos XV y XVI.

    Históricamente, el Renacimiento es contemporáneo de la era de los Descubrimientos y las conquistas ultramarinas. Esta «era» marca el comienzo de la expansión mundial de la cultura europea, con los viajes portugueses y el descubrimiento de América por parte de los españoles, lo cual rompe la concepción medieval del mundo, fundamentalmente teocéntrica. El fenómeno renacentista comienza en el siglo XIV y no antes, aunque al tratarse de un proceso histórico, se elige un momento arbitrariamente para determinar cronológicamente su comienzo, pero lo cierto es que se trata de un proceso que hunde sus raíces en la Baja Edad Media y va tomando forma gradualmente.

    El desmembramiento de la cristiandad con el surgimiento de la Reforma protestante, la introducción de la imprenta, entre 1460 y 1480, y la consiguiente difusión de la cultura fueron uno de los motores del cambio. El determinante, sin embargo, de este cambio social y cultural fue el desarrollo económico europeo, con los primeros atisbos del capitalismo mercantil. En este clima cultural de renovación, que paradójicamente buscaba sus modelos en la Antigüedad Clásica, surgió a principios del siglo XV un renacimiento artístico en Italia, de empuje extraordinario, que se extendería de inmediato por Hungría y a otras naciones de Europa.

    El artista tomó conciencia de individuo con valor y personalidad propios, se vio atraído por el saber y comenzó a estudiar los modelos de la antigüedad clásica a la vez que investigaba nuevas técnicas (claroscuro en pintura, por ejemplo). Se desarrollan enormemente las formas de representar la perspectiva y el mundo natural con fidelidad; interesan especialmente en la anatomía humana y las técnicas de construcción arquitectónica. El paradigma de esta nueva actitud es Leonardo da Vinci, personalidad eminentemente renacentista, quien dominó distintas ramas del saber, pero del mismo modo Miguel Ángel Buonarroti, Rafael Sanzio, Sandro Botticelli y Bramante fueron artistas conmovidos por la imagen de la Antigüedad y preocupados por desarrollar nuevas técnicas escultóricas, pictóricas y arquitectónicas, así como por la música, la poesía y la nueva sensibilidad humanística. Todo esto formó parte del renacimiento en las artes en Italia.

    Mientras surgía en Florencia el arte del Quattrocento o primer Renacimiento italiano, así llamado por desarrollarse durante los años de 1400 (siglo XV), gracias a la búsqueda de los cánones de belleza de la antigüedad y de las bases científicas del arte, se produjo un fenómeno parecido y simultáneo en Flandes (especialmente en pintura), basado principalmente en la observación de la vida y la naturaleza y muy ligado a la figura de Tomás de Kempis y la «devotio moderna», la búsqueda de la humanidad de Cristo. Este Renacimiento nórdico, conjugado con el italiano, tuvo gran repercusión en la Europa Oriental (la fortaleza moscovita del Kremlin, por ejemplo, fue obra de artistas italianos).

    La segunda fase del Renacimiento, o Cinquecento (siglo XVI), se caracterizó por la hegemonía artística de Roma, cuyos Papas (Julio II, León X, Clemente VII y Pablo III) (algunos de ellos pertenecientes a la familia florentina de los Médici) apoyaron fervorosamente el desarrollo de las artes, así como la investigación de la Antigüedad Clásica. Sin embargo, con las guerras de Italia muchos de estos artistas, o sus seguidores, emigraron y profundizaron la propagación de los principios renacentistas por toda Europa Occidental.

    Durante la segunda mitad del siglo XVI empezó la decadencia del Renacimiento, que cayó en un rígido formalismo, y tras el Manierismo dejó paso al Barroco.
    1500/1600 Humanismo Renacimiento
  • 1500/1600 Reforma Protestante
    Durante el siglo XVI, varios religiosos, pensadores y políticos intentaron provocar un cambio profundo y generalizado en los usos y costumbres de la Iglesia Católica en la Europa Occidental, especialmente con respecto a las pretensiones papales de dominio sobre toda la cristiandad. A este movimiento religioso se le llamará posteriormente Reforma Protestante, por ser un intento de reformar la Iglesia cristiana buscando la revitalización del cristianismo primitivo y que fue apoyado políticamente por un importante grupo de príncipes y monarcas que "protestaron" contra una decisión de su emperador.

    Este movimiento hundía sus raíces en elementos de la tradición católica medieval, como el movimiento de la Devoción moderna en Alemania y los Países Bajos, que era una piedad laica antieclesiástica y centrada en Cristo. Además, la segunda generación del humanismo la siguió en gran medida. Comenzó con la predicación del sacerdote católico agustino Martín Lutero, que revisó las doctrinas medievales según el criterio de su conformidad a las Sagradas Escrituras. En particular, rechazó el complejo sistema sacramental de la Iglesia católica medieval, que permitía y justificaba exageraciones como la "venta de indulgencias", según Lutero, un verdadero secuestro del Evangelio, el cual debía ser predicado libremente, y no vendido.

    La Reforma Protestante dependió del apoyo de algunas autoridades civiles para poder reformar iglesias cristianas de ámbito estatal (posteriormente iglesias nacionales). Los grandes exponentes de la Reforma Protestante fueron Martín Lutero y Juan Calvino.

    El protestantismo ha llegado a constituir la tercera gran rama del cristianismo, con un grupo de fieles que actualmente supera los quinientos millones.
    1500/1600 Reforma Protestante
  • 1500 Desmembramiento del Imperio Romano de Oriente
    Imperio bizantino es el término historiográfico utilizado desde el siglo XVIII para referirse al Imperio romano de Oriente en la Edad Media. La capital de este Imperio cristiano se encontraba en Constantinopla (actualmente Estambul), de cuyo nombre antiguo, Bizancio, fue creado el término Imperio bizantino por la erudición ilustrada de los siglos XVII y XVIII.

    En tanto que es la continuación de la parte oriental del Imperio romano, su transformación en una entidad cultural diferente de Occidente puede verse como un proceso que se inició cuando el emperador Constantino I el Grande trasladó la capital a la antigua Bizancio (más tarde se denominaría Constantinopla); continuó con la división definitiva del Imperio romano en dos partes tras la muerte del emperador Teodosio I, en 395, y la posterior desaparición del Imperio romano de Occidente, en 476; alcanzando su culminación durante el siglo VII, bajo el emperador Heraclio I, con cuyas reformas (sobre todo, la reorganización del ejército y la adopción del griego como lengua oficial), el Imperio adquirió un carácter marcadamente diferente al del viejo Imperio romano.

    Durante su milenio de existencia, el Imperio fue un bastión del cristianismo, y protegió a Europa Occidental del avance del Islam. Fue uno de los principales centros comerciales del mundo, estableciendo una moneda de oro estable que circuló por toda el área mediterránea. Influyó de modo determinante en las leyes, los sistemas políticos y las costumbres de gran parte de Europa y de Oriente Medio, y gracias a él se conservaron y transmitieron muchas de las obras literarias y científicas del mundo clásico y de otras culturas.

    Tras el período de esplendor, en la segunda mitad del siglo XI comenzó un período de crisis, marcado por su debilidad ante la aparición de dos poderosos nuevos enemigos: los turcos y los reinos cristianos de Europa Occidental; y por la creciente feudalización del Imperio, acentuada al verse forzados los emperadores a realizar cesiones territoriales a la aristocracia y a miembros de su propia familia.

    A lo largo de su historia, el Imperio bizantino sufrió numerosos reveses y pérdidas de territorio, especialmente durante las Guerras Romano-Sasánidas y las Guerras arabo-bizantinas. Aunque su influencia había entrado en declive como resultado de estos conflictos, continuó siendo una importante potencia militar y económica en Europa, Oriente próximo y el Mediterráneo oriental durante la mayor parte de la Edad Media. Tras una última recuperación de su pasado poder durante la época de la dinastía Comneno, en el siglo XII, el Imperio comenzó una prolongada decadencia durante las Guerras Otomano-bizantinas que culminó con la toma de Constantinopla y la conquista del resto de los territorios bajo dominio bizantino por los turcos, en el siglo XV.
    1500 Desmembramiento del Imperio Romano de Oriente
0901
1000
1200
1325
1480
1492
1500